La aerolínea boliviana Ecojet se halla próxima a iniciar vuelos comerciales en rutas nacionales, a casi dos años de haberse constituido.

La empresa aérea está sólo a la espera de que la Autoridad de Fiscalización y Regulación de Telecomunicaciones y Transporte (ATT) le otorgue su Certificado de Explotación Aérea (CEA) que le permita realizar vuelos comerciales.

De recibir la certificación en estos días, Ecojet estaría en condiciones de comenzar a volar desde la siguiente semana, adelantó su gerente general, Linder Delgadillo.

Creada con capitales de empresarios cochabambinos y cruceños, la nueva aerolínea está invirtiendo alrededor de 10 millones de dólares en esta primera etapa de su existencia, que culminará con el inicio de sus operaciones, agregó Delgadillo.

Esta inversión le ha permitido, entre otras asignaturas, instalar oficinas en Cochabamba (donde está su casa matriz), Potosí, Santa Cruz, La Paz y Sucre.

Así también le ha otorgado la posibilidad de consolidar un equipo humano integrado por unas 100 personas, dice Delgadillo.

VUELOS Una vez que reciba su CEA, Ecojet hará vuelos entre las ciudades de Cochabamba, Potosí, Santa Cruz, La Paz, Trinidad, Sucre, Riberalta, Guayaramerín y Cobija.

Para cubrir estas rutas empleará dos aviones AVRO RJ85 (de fabricación inglesa), con capacidad para 93 pasajeros cada uno, dijo el ejecutivo cochabambino.

La incursión de Ecojet en rutas nacionales pretende cubrir la demanda insatisfecha en el mercado de transporte aéreo comercial bolivianos, explicó.

El mercado boliviano reporta una demanda insatisfecha de siquiera 300 mil personas, dijo, sirviéndose de datos de la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC).