A partir del 1 de septiembre, el Ministerio de Relaciones Laborales realizará controles de los derechos de las trabajadoras domésticas. El anuncio lo hizo la Cartera de Estado a través de un comunicado. Allí se indicó que los inspectores de trabajo revisarán que las empleadas cuenten con afiliación a la seguridad social, contrato de trabajo, pago de horas extras, entre otros elementos. No es la primera vez que se pone en marcha una campaña de este tipo. En el 2010, el Ministerio lanzó la iniciativa “Empleo doméstico digno”, que tuvo dos etapas: la primera consistió en la asesoría en carpas en las calles para que empleadores y trabajadoras hagan denuncias o consultas. Posteriormente, se realizaron los controles a escala nacional. 50 inspectores se encargaron de las revisiones. Ellos recorrieron barrios de manera aleatoria y realizaron entrevistas a los empleadores, de acuerdo con un formulario hecho para el caso. Maritza Zambrano, presidenta de la Asociación de Trabajadoras Remuneradas del Hogar, comentó que estas campañas son beneficiosas pues permiten que una mayor cantidad de personas pueda acceder a todos los derechos que goza, según la ley. “Nosotras tenemos 300 personas asociadas y una gran cantidad no recibe ni el salario básico unificado de USD 318. Tampoco les pagan las horas extras ni están afiliadas a la seguridad social. Esperamos que se realice el seguimiento y consigamos resultados positivos para todas”, indicó. El Ministerio informó que, de encontrarse irregularidades por parte de los empleadores, se aplicarán sanciones en base a la ley. Según la última encuesta de empleo del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC), el 3,08% de los ocupados (134 977) realiza actividades de servicio en el hogar.