Un crecimiento entre 15% a 20% esperan tener las casas de empeño que operan en el país, las cuales al primer semestre del año en curso reportan transacciones por 65.7 millones de dólares.
Del año 2009 hasta junio de 2013 el monto de artículos empeñados ascendió a 365 millones de dólares, según cifras dadas a conocer por la Dirección General de Empresas Financieras del Ministerio de Comercio e Industrias (Mici) y basados en los reportes de las casas de empeño.
Elsa Nelly de Barría, directora general de Empresas Financieras del Mici, señaló que a pesar de que muchos dueños de casas de empeño indiquen que el movimiento comercial en sus negocios ha bajado, se mantiene una tendencia al alza, ya que en los últimos seis meses la actividad presenta un buen desempeño.
Una de las razones que hacen que el movimiento en estos comercios se mantenga, es que este es un negocio que no depende 100% del metal (oro), "y lo hemos observado en las auditorías realizadas por esta dirección a nivel provincial y regional, donde determinamos que se están empeñando todo tipo de artículos desde electrodomésticos, línea blanca, hasta tanques de gas", indicó.
Contradicción
Sin embargo, para Eduardo Véliz, propietario de casas de empeño, la situación de estos comercios es contraria a lo que indican las autoridades.
Según Véliz, la actividad de empeños podría terminar este año a un nivel más bajo, ya que afirma que en conversaciones sostenidas con otros propietarios de estos negocios han manifestado que los empeños en sus comercios han bajado.
De acuerdo con Véliz, la mayor razón que los ha afectado es el precio del oro. Explica el propietario de casas de empeño que en la actualidad las personas prefieren vender el oro que empeñarlo.
El comportamiento que tiene en los mercados internacionales el precio del metal [oro] ocasiona que las personas estén optando por comprar otras prendas como por ejemplo las de plata.
Joao Vieira Piad, de Empeños Más Me Dan, indicó que durante los primeros seis meses de este año se ha percibido una disminución de empeños de oro en comparación con el año anterior, debido a que los precios internacionales del metal han bajado.
Tendencia
Véliz añade que no se puede comparar el precio de los artículos como electrodomésticos con los de las prendas de oro.
Pues aunque las autoridades nacionales digan que los empeños no dependen del metal [oro], explica Véliz que los valores de los electrodomésticos son bastante reducidos, más cuando estos están usados y en ocasiones hasta suelen estar deteriorados.
Manifiesta Véliz que el oro de por sí mantiene un valor intrínseco, contrario a los precios que puedan tener los electrodomésticos y cualquier otro objeto que el cliente desee empeñar.
En el caso de Empeños Más Me Dan manifestaron que para contrarrestar esta bajada se ha incursionado en el empeño de nuevos bienes, promoviendo los empeños de los llamados "pequeños y valiosos", que son artículos tecnológicos que, como su nombre lo dice, son bienes pequeños y con un gran valor como por ejemplo: iphone, tablets, consolas de video, etc.
Pero a pesar de las bajas en los empeños, agrega Joao Vieira Piad, las personas continúan empeñando prendas de oro y a la vez prendas de plata, como también artefactos de la línea blanca y herramientas de trabajo.
María Luisa, quien dice tener una pequeña fortuna en prendas de oro, asegura que por mucho que fluctúen los precios, estos son bienes que siempre son una alternativa para tener dinero en efectivo en momentos de urgencia, ya que las casas de empeño no les ponen objeción.